Sign in / Join

CASO RUBILAR : ¿Alguien busca a “Pupi” fuera de San Luis?

Sobrados casos hay en Argentina de personas con discapacidad que han permanecido años internados en hospitales y hospicios con carácter de NN (del latín nomen necio,desconozco el nombre), por la simple razón de que su naturaleza les impide hacerse comprender por los demás, a pesar de existir sobre ellos solicitudes de paradero.

Hoy por hoy la causa está absolutamente estancada y sólo perdura la hipótesis de que “Pupi” pudo estar en el campo denominado “El Indio”, debido a que los perros rastreadores “marcaron” una vieja camioneta que de allí fue posteriormente secuestrada, sin embargo ni las pericias de especialistas de Gendarmería fortalecieron esa teoría, pues de momento no se halló ningún indicio.

Cuando el juez de instrucción, Alfredo Cuello, solicitó la colaboración de la fuerza nacional, pidió especialmente en su nota que también se le diera difusión a la búsqueda a nivel país, pero en la página que el Ministerio de Seguridad dedica a este tipo de situaciones Rubilar no figura. Todovillamercedes.com consultó otros organismos, como por ejemplo www.personasperdidas.org.ar, donde tampoco aparecía, por lo que cargamos la data solicitada por esa web y días después fue posteada. No obstante, todo esto lleva a inferir que el trabajo en red a nivel nacional, al menos para este tipo de situaciones, es por demás deficiente, al punto tal de que las policías de otras provincias ni siquiera estén enteradas de este drama que tanto preocupa a San Luis. Muy sonado fue el caso de Fernando Cuevas, que durante tres años estuvo internado en un hospital de Corrientes, hasta que la viralización de su historia permitió establecer su nombre y dar con su familia; otro fue el puntano Miguel “Tomate” Muñoz, que permaneció con identidad desconocida durante meses en el hospital Rawson de San Juan, ya que un fuerte golpe le había provocado amnesia. Si no fuera por la tarea de los medios y del personal que atendió a ambos pacientes, es más que probable que aún permanecerían lejos de sus afectos.

Quizá La Pampa y Córdoba sean la excepción, debido a que la Unidad Regional II interactuó con sus pares cuando se verificaba lo dicho por algunos testigos, que en potencial refirieron creer haber visto al muchacho en algunas localidades de esos estados vecinos.

 

“La búsqueda no cesa”

Con frecuencia semanal, familiares y allegados de Juan Carlos realizan manifestaciones en distintos puntos de la ciudad pidiendo que la búsqueda no cese, como lo hicieron este miércoles al mediodía frente a la Intendencia, aunque esas voces sólo son oídas por quienes persisten en la tarea de ubicarlo a pesar de haber agotado todas las instancias. “Pido que envíen más efectivos, que saquen a mi hijo del campo. Es imposible seguir así”, se lamenta Mary, la madre de Juan Carlos.El interventor de la Unidad Regional II, comisario general Vicente Videla, aseguró a este medio que “la búsqueda del joven Rubilar no cesa. De hecho se continúa rastrillando la zona rural de Las Isletas, que es el lugar donde fue visto por última vez, el domingo 4 de febrero. Incluso hay testigos que declararon haberlo cruzado en la ruta y que observaron que se adentraba en el campo. En el sector que suponemos pudo haber andado hay una laguna, que este martes volvió a ser inspeccionada por personal policial. Por otra parte, alertas de que habría sido visto en San Francisco del Monte de Oro o en Quines fueron corroboradas por comisiones enviadas desde la Unidad Regional II, resultando falsas alarmas, y otras acciones que día a día se realizan para verificar todo tipo de pista. Por todo ello quiero que la comunidad sepa que la búsqueda no se ha paralizado en ningún momento”, remarcó el policía.